martes, 8 de octubre de 2013

“Respetar la línea de seguridad es muy importante porque aquí se dispara con balas de verdad que pueden herir o matar”

Algo que nos suele llamar la atención a los europeos cuando “cruzamos el charco” es la normalidad con la que los americanos tratan el tema de las armas de fuego. La mayoría tiene una pistola en sus casas como forma de protección pero también la pueden utilizar para divertirse o practicar en los campos de tiro llamados “shooting ranges”. 

En nuestro paso por California, nos hemos acercado a uno de los campos de tiro de San Francisco donde el presidente Jason Remolona nos cuenta un poco más sobre esta práctica popular, y sobre las estrictas reglas que los tiradores y empleados deben seguir para evitar ser disparados accidentalmente.


A pesar de que California es uno de los estados con leyes más estrictas de control de armas, sólo necesitas tener 18 años para obtener un rifle o una escopeta. Para comprar una pistola, tienes que tener como mínimo 21 años, ser residente legal de California, y aprobar un examen escrito para obtener un certificado de seguridad de armas de fuego. Por último, antes de obtener un arma tienes que completar satisfactoriamente una demostración de seguridad con la pistola que vas a comprar y en sólo 10 días (donde comprueban tus datos e informe policial) tienes el arma en tus manos.
Las armas de fuego forman parte de la cultura popular de los americanos y con ellas los “shooting ranges”, espacios donde todo el mundo puede ir a disparar para pasar un buen rato o aprender el uso de las armas de fuego. Jason Remolona, presidente del campo de tiro “Jackson Arms” en el sur de San Francisco nos cuenta los secretos de este lugar.

¿Nos podría explicar qué son los “Shooting ranges” (campos de tiro) y su funcionamiento?Los campos de tiro son instalaciones donde la gente puede venir, pagar una cuota y disparar sus armas de fuego en un ambiente seguro y controlado. Jackson Arms es un campo de tiro interior donde permitimos disparar tanto pistolas como escopetas.

¿Qué tipo de personas pueden entrar en el campo de tiro? ¿Necesitan algún certificado? “Todas las personas que tengan como mínimo 21 años pueden disparar en el campo de tiro sin necesidad de ningún certificado. Los niños a partir de 12 años también pueden entrar, siempre y cuando estén acompañados de un mayor de edad (21 años). Asimismo está terminantemente prohibida la entrada de personas que se encuentren bajo influencia de alcohol o cualquier tipo de sustancia. Nuestro personal está entrenado para identificar fácilmente si alguien se encuentra bajo dicha influencia, por lo que realizamos un control individual a todas las personas que entran por la puerta”.

¿Pueden disparar las personas que no tengan ningún tipo de experiencia?La experiencia es fundamental. Si alguien no tiene experiencia puede venir acompañado de un amigo que sepa cómo utilizar un arma. En el caso de que venga una persona inexperta, sin acompañante, es obligatorio que reciba unas clases que nosotros ofrecemos”.  

¿Durante una práctica normal donde los tiradores son expertos, hay alguien del personal del campo de tiro que supervise la práctica? “Si, tenemos profesores y empleados que supervisan a los tiradores. Si alguno de mis empleados ve a un cliente manipular un arma de forma imprudente, la persona tendrá que abandonar el campo de tiro inmediatamente, esto sucede si alguien camina por las instalaciones con un arma en la mano, manipula o carga un arma que no es suya, intercambia un arma entre cabinas o trae un arma atascada dentro del área de la tienda. En el caso de que el tirador dispare al colgador del objetivo, el suelo, las paredes o el techo, se le da una advertencia, pero a la segunda infracción no podrá seguir disparando. También pedimos a todos los clientes que informen a nuestros empleados si ven a alguien utilizando un arma de forma imprudente”.

En referencia al material ¿Proporcionan un servicio de alquiler de armas o los clientes disparan sus propias armas? “Las dos cosas, los clientes pueden alquilar aquí el equipo o pueden venir con sus propias armas. En el caso de que vengan con su propio equipo sólo admitimos pistolas o escopetas ya que otro tipo de armas, como por ejemplo los rifles, pueden causar graves daños a nuestro material”.

Damos por supuesto que el mayor riesgo que tiene todo “Shooting range” es ser disparado accidentalmente. ¿Qué protocolos utilizan para evitar este riesgo?En nuestro caso al ser un campo de tiro interior es fundamental respetar al 100% las reglas de seguridad para evitar cualquier desgracia, por eso damos mucha importancia a la prevención en el manejo y carga de las armas, así como a la racionalidad del individuo. Tenemos 20 reglas de seguridad que implican una gran responsabilidad del tirador a lo hora de utilizar las armas de fuego”.

¿Nos puede dar algunos ejemplos de las reglas de seguridad? “En el caso de la carga y manejo de armas de fuego, sólo se puede realizar en el punto de disparo con la boca del cañón apuntando hacia el objetivo o target. Si el tirador quisiera abandonar la cabina temporalmente tiene que dejar ahí el arma, quitarle la carga y el cañón debe apuntar siempre al objetivo. También, está prohibido moverse por las instalaciones con un arma en la mano e intercambiar armas entre cabinas, a no ser que lo autorice alguien del personal. Si por algún caso un arma sufre un atasco o el tirador detecta que su arma está funcionando mal, nunca puede llevar el arma hacia el área de la tienda, tiene que tumbarla en la mesa del punto de disparo apuntando hacia el lugar de tiro y llamar a algún empleado”.
Ser disparado accidentalmente no es el único riesgo existente en esta práctica. Los tiradores tienen que usar cascos protectores y gafas especiales.Es muy importante protegerse tanto los ojos como los oídos cuando se está disparando un arma ya que los niveles de decibelios exceden los 140  y también hay objetos que pueden volar y golpear al tirador”.

Los puntos de disparo están divididos en secciones o cabinas donde los tiradores pueden disparar. ¿Cuántas personas puede haber en cada sección? “Permitimos un máximo de tres personas por cabina, pero sólo una persona puede estar en el punto de tiro disparando. El resto debe permanecer detrás de la línea de seguridad. Respetar la línea de seguridad es muy importante porque aquí se dispara con balas de verdad que pueden herir o matar”.

¿Cuáles son los requisitos de distancia de tiro y velocidad? “La distancia de tiro es como mínimo de 7 yardas (6,4 metros). La velocidad del tiro depende del tipo de target u objetivo. Si se está disparando a un objetivo pequeño sólo se puede realizar un disparo cada dos segundos. Para objetivos medianos permitimos dobles o triples disparos con un intervalo de cuatro segundos y para objetivos grandes está permitido el multidisparo pero siempre de forma controlada”. 

Todas las armas de fuego y la munición de los clientes son inspeccionadas antes de entrar al recinto para prevenir los riesgos que pueden traer armas o municiones peligrosas. ¿Cuáles son los requerimientos que un arma tiene que tener para no ser peligrosa? Las armas de fuego no pueden superar los calibres que permitimos en el campo de tiro debido a los posibles daños que puede causar a nuestro equipo. Lo mismo sucede con la munición”.

¿Los empleados del campo de tiro tienen que tener una formación específica en armas? “Todos los empleados tienen que realizar un programa de entrenamiento en plomo”.

Y ya para finalizar… ¿En su opinión, por qué los campos de tiro son tan populares en EE.UU? “Los campos de tiro son muy populares en EE.UU porque es algo que está dentro de la cultura americana y muchas personas han crecido practicando este entretenimiento con sus padres desde que son pequeños”.

En España, para poder disparar en un campo de tiro necesitas tener una licencia de armas tipo F (armas para uso en campos, galerías y polígonos de tiro). Para ello, la persona tiene que acreditar que está habilitado para la práctica de tiro deportivo (Certificado de la Federación o Delegación de Tiro Olímpico en el que conste su condición de tirador o categoría que ostenta). Estas licencias son concedidas por el Director General de la Guardia Civil y tienen un plazo de validez de tres años. Además, para pedir la licencia, los interesados deben realizar y superar dos pruebas de capacitación una teórica y una práctica.



Artículo elaborado por: Laura Alvarellos

No hay comentarios :

Publicar un comentario