martes, 24 de mayo de 2016

“Nuestra filosofía establece la prioridad de garantizar la seguridad y la salud”



A los riesgos típicos del sector de la construcción (los trabajos en altura, movimientos de cargas, andamios,...) en el sector naval se suman también algunos riesgos típicos del sector minero (los trabajos en espacios confinados, sin luz natural, uso de gases inflamables, riesgos de explosiones, operaciones de trabajo muy manuales,...). Sin duda, unas condiciones difíciles en las que si los riesgos no son conocidos o no son tenidos en cuenta, pueden desembocar en accidentes y enfermedades. 

Miguel Martín, Responsable de Calidad, PRL, Medio Ambiente y Mantenimiento en Astilleros Murueta nos cuenta cómo es el trabajo en este sector.
- Una empresa que se mueve en este ámbito, ¿cómo trabaja la prevención de riesgos?
- En nuestra empresa la prevención de riesgos se trabaja en torno a unas ideas clave donde el primer criterio a tener en cuenta en el desarrollo de las actividades es la seguridad de todos los trabajadores. También es importante la integración de la prevención, que por supuesto, debe alcanzar a todos los niveles de la organización. Por otro lado, es importante establecer  un sistema de gestión que garantiza el cumplimiento de los requisitos legales, la información, participación y la formación de los trabajadores. Y además de esto, la industria auxiliar debe asumir la cultura preventiva definida por nuestra empresa.

- ¿Por qué es tan importante la prevención de accidentes?
- Sólo conociendo los riesgos existentes en nuestro trabajo, estaremos en condiciones de actuar eficazmente para evitar la transformación de estos riesgos en accidentes de trabajo o enfermedades profesionales. Por eso, nuestra filosofía de trabajo consiste en anticiparnos a las situaciones de riesgo, planificando y estudiando cada tarea para dotarla de su correspondiente “Instrucción de Trabajo” donde se define el procedimiento para llevar a cabo el trabajo y las medidas de seguridad a tener en cuenta.
- ¿Cuál es vuestra filosofía en la Prevención de Riesgos?
- Básicamente, nuestra filosofía establece la prioridad de garantizar la seguridad y la salud de los trabajadores en todas las actividades de la empresa, durante el proceso de obtención de la máxima satisfacción del cliente con el producto y los servicios que suministramos. Además, la política es revisada periódicamente, con la finalidad de que en todo momento se vaya adaptando a las necesidades de la organización.
- ¿Y cuál es el pilar fundamental de esta filosofía?
- Nuestro pilar fundamental podría considerarse el Sistema Integrado de Gestión de Calidad, Medioambiente y Prevención que está implantado en la empresa, con un enfoque muy marcado hacia la mejora continua, tanto en la Prevención de Riesgos como en aspectos Medioambientales.
- ¿Cómo estáis organizados en el campo de la prevención?
- Desde la constitución de la compañía, se considera que la seguridad y salud de todos sus trabajadores es el primer criterio a tener en cuenta en el desarrollo de sus actividades, para lo que se ha conseguido instaurar una organización preventiva que gira en torno a una serie de actuaciones principales como por ejemplo: el establecimiento de una política de prevención que implica a todos los niveles de la empresa o la creación del Comité de Seguridad y Salud, formado por el Director de RRHH, el Jefe de Instalaciones, el Jefe de Seguridad y Mantenimiento Industrial y los Delegados de Prevención de la empresa.
- De todos estos ámbitos, ¿cuál ha sido el que más os ha costado implantar o al que más trabajo le habéis dedicado y por qué?
- Podríamos decir que la Coordinación de Actividades es el ámbito que más dedicación requiere. En los trabajos realizados en las gradas o en los muelles de montaje, intervienen una pluralidad de empresas auxiliares que realizan múltiples actividades (calderería, tubería, soldadura, electricidad, pintura, limpieza de tanques, etc.), en muchas ocasiones incompatibles y que pueden ocasionar accidentes. Por ello es fundamental organizar adecuadamente los problemas de espacio y convivencia entre las distintas empresas auxiliares. También estamos trabajando en tratar de homogeneizar la organización de la prevención de las empresas auxiliares que trabajan para nosotros, unificando criterios, políticas, formación y procedimientos de trabajo. De esta forma será más fácil la coordinación y el cumplimiento de los objetivos marcados en materia de prevención. Por ejemplo, haciendo una unificación de los EPI‘s, para evitar el descontrol que supone la utilización de diferentes equipos para desarrollar la misma actividad por trabajadores de distintas empresas. Todo esto lo trabajamos mediante reuniones periódicas de coordinación de trabajos con los Responsables de Seguridad de las empresas auxiliares.
- ¿Podríamos decir que los astilleros han vivido un oscuro pasado en cuanto a la accidentalidad? ¿Se ha superado esa situación?
- En mi opinión, los índices de accidentalidad respecto a épocas anteriores se han reducido principalmente gracias al avance en los medios y sistemas de protección tanto individuales como colectivos. Actualmente se cuenta con un gran número de empresas dedicadas a la investigación y mejora de los EPI’s, lo cual, unido a una mayor concienciación por parte de los empresarios y trabajadores, ha contribuido a mejorar las condiciones de los puestos de trabajo en nuestro sector. En el aspecto de la vigilancia de la salud, destacaría los cambios de normativa en cuanto a la utilización de nuevos materiales de construcción y prohibición de productos nocivos muy utilizados en épocas pasadas, como los asbestos.  
- ¿Cómo es la integración de la PRL en el trabajador?
- En nuestro caso, el principal aspecto que ha contribuido a la integración de las condiciones de Seguridad y Salud en los trabajadores ha sido la formación. En los últimos años se ha fomentado la formación continua en PRL, mediante la organización de cursos y jornadas, que tienen como finalidad potenciar y ampliar las habilidades profesionales de todos sus empleados, especialmente en lo referente a los riesgos del sector naval. La empresa ha conseguido que el 100% de su personal esté formado en materia de PRL  y gracias a la formación ha protagonizado un gran cambio cultural, lo  que ha permitido integrar la prevención en todas las líneas de la organización. Estos cambios no hubiesen sido posibles, sin la implicación de los Delegados de Prevención y la profesionalidad de la plantilla. De igual modo es importante la implicación por parte de la dirección y de toda la línea de mandos. Cualquiera que toma una decisión, desde el máximo ejecutivo hasta un operario de taller es capaz de tener en cuenta las implicaciones preventivas que conlleva.
- ¿Destacarías algún aspecto de la prevención que tal vez os diferencie del resto?
- Una de las iniciativas fomentadas ha sido la participación dinámica del Comité de Seguridad y Salud, en el cual se delega la gestión (no así la responsabilidad) de la actividad preventiva de la empresa. El Comité se reúne cada 3 meses, establece la política de prevención y la formación adaptada a las necesidades de la empresa; desarrolla la organización preventiva para dotarla de los medios materiales y humanos que necesite; comprueba si se han cumplido los objetivos y resultados obtenidos en las auditorías externas e internas; y, en general, el  estado de salud de los Sistemas de Gestión de PRL y MA. Así mismo, en el Comité se analizan los accidentes que han ocurrido para aplicar las medidas correctoras y de mejora que se estimen oportunas. Por último, subrayar la participación de todo el personal laboral, bien directamente a través del buzón de sugerencias, o a través de los miembros del Comité. Está siendo una de las piezas fundamentales en la integración de la prevención y en el cambio cultural que en prevención y medioambiente está sufriendo.
- Personalmente, ¿qué aspecto es el que más te preocupa hoy en día?
- El mantenimiento de un nivel de empleo más o menos estable en el sector naval, de manera que no se pierda la experiencia ni los años de dedicación a la formación del personal adscrito a éste ámbito.
- ¿Cómo ves el futuro de la PRL en mundo naval o por lo menos en Astilleros de Murueta?
- Considero que el futuro es esperanzador, debido a la mayor formación del personal que se inicia en este sector y a la mejora continua tanto de la vigilancia de la salud, como de los equipos de protección (individual y colectiva), así como las nuevas exigencias de seguridad que se van implantando a la maquinaria actual.


 Artículo elaborado por: Zuriñe Álvarez

No hay comentarios :

Publicar un comentario